Maquillaje para San Valentín: Looks románticos para una cita

Ya casi está llegando el día más importante para las parejas de todo el mundo, por eso, muchos ya comienzan a prepararse; ya sea en cuanto a los regalos o el look que tendrán en esa cita especial. Por su parte, las mujeres buscan crear un maquillaje para San Valentín que sea romántico y hermoso para esta fecha.

Las tendencias de 2019 se han convertido en una gran fuente de inspiración, aunque redes sociales como Instagram y Tumblr se han llenado de looks pensados especialmente para el evento del amor, hay que considerar varios aspectos. El primero de ellos es la hora de la cita; si se llevará a cabo durante el día, el trabajo en la piel y ojos será distinto al que se realice para una cena o una salida nocturna.

Maquillaje de san valentin

Imagen recuperada de “www.pixabay.com”

Asimismo, hay que tener en cuenta el lugar que se visitará. En caso de ser una sorpresa, lo mejor es siempre elegir un maquillaje sencillo y llevar en la cartera un labial un poco más potente que cambie completamente el resultado final. Por otro lado, nunca hay que olvidar que el maquillarse debe pensarse en función de la ropa. Un atuendo neutro o con colores opacos se podrá permitir algo de dramatismo en el rostro y viceversa.

Ideas para realizar un maquillaje para San Valentín

Básico Nude

Un maquillaje básico y nude también se le puede catalogar como romántico y es perfecto para llevarlo en una cita de San Valentín, ya que ayuda a dulcificar las facciones, por lo que se adapta a cualquier ocasión. El primer paso como siempre que apliquen cosméticos en la piel, es realizar una buena limpieza e hidratación; se recomienda aplicar una prebase.

A continuación, se debe colocar la base de preferencia, pero como recomendación, al tratarse de un maquillaje de San Valentín básico, lo mejor es escoger un producto que sea de cobertura media a baja, incluso se puede probar con una BB Cream. El resto consiste en usar corrector y sellar todo con un polvo translucido.

Lo siguiente es pasar a las cejas, y lo recomendable es mantenerlas suaves y poco marcadas, pero definidas, usando una pomada o un polvo para esta zona. En cuanto a los ojos, se debe realizar un trabajo con tonos neutros o cálidos dependiendo el tono de piel. Es importante que se intente utilizar sombras con acabado mate para que el look sea adecuado para el día.

Labio rojos 

Un maquillaje para San Valentín puede ser espectacular si se utiliza un labial rojo. Además, es un tono perfecto para una cita durante la tarde noche y que se lleve a cabo en un lugar tranquilo, como un restaurante.

Al comenzar a trabajar el rostro se puede elegir una base que tenga una cobertura media, dependiendo del tipo de piel se puede usar con un acabado mate o satinado. Ahora, para restarle solo un poco de cobertura y que la piel tenga un acabado natural, lo mejor es difuminar con una esponja húmeda. Se continúa con el corrector y polvos sueltos para sellar. Se puede realizar un contorneado de rostro y luego aplicar iluminador en las zonas que se consideren apropiadas.

Para los ojos, se debe manejar un look neutro usando marrones para definir la forma y tener una mirada impactante. En estos casos, sí se podrá aplicar alguna sombra o pigmento suelto con shimmer para iluminar el parpado. Para finalizar, llegó la hora del labial rojo. Aquí hay que tener en cuenta el subtono del labial, una piel fría debe elegir un subtono rosado, mientras que las tonalidades cálidas, pueden optar por rojos con un color anaranjado o neutro.

Mirada de impacto

Las inspiraciones muy coloridas de un maquillaje para San Valentín son perfectas para usarlas en aquellas citas más formales y que sean nocturnas. Estos looks son sencillos de realizar, pero hay que tener cierto cuidado al trabajar las sombras. Lo recomendable es empezar por los ojos y luego por la piel, de esta forma se podrá limpiar más fácilmente el residuo que caiga en la zona de la ojera.

Para empezar los ojos, se debe aplicar una prebase en los parpados o usar el corrector de la ojera para igualar el tono en ambas zonas. Luego, se debe elegir una sombra muy clara para sellar el producto anterior y comenzar a trabajar con los colores que se elijan. Este tipo de maquillaje se puede terminar con un delineador negro, pero si se quiere potenciar una mirada de impacto, se puede agregar un glitter en todo el contorno del delineado.

Para terminar, se debe pasar al rostro, antes limpiando los residuos en la piel. Se puede empezar con un primer o un aceite para preparar la dermis. En esta oportunidad, la base puede tener un poco más de cobertura y aplicarla con una brocha, para luego difuminar con una esponja húmeda. Entre los pasos finales, solo queda aplicar el contorno, rubor e iluminador, finalizando con un labial en un tono nude.

Estos hermosos looks serán perfectos para acompañarte en esa cita romántica tan especial. Lo mejor, es que muchas veces con solo cambiar el tono de sombra o de labial puede hacer la diferencia. ¡Atrévete a aprobarlos y sorprende a tu pareja!

Quizás te pueda interesar: Maquillaje para pieles oscuras: todo lo que debes conocer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.