¿Hipertensión arterial? Conoce cómo prevenir sus efectos

La hipertensión es una enfermedad asociada a la medición de la presión arterial, que es la fuerza que ejerce el corazón sobre las arterias a medida que bombea la sangre a todo el organismo. Los instrumentos para monitorear la presión reflejan unos números correspondientes a la presión arterial sistólica (la medida de la presión cuando el músculo cardíaco se contrae y bombea la sangre) y diastólica (la presión entre latidos cuando su corazón está en reposo y llenándose de sangre), ubicándose una arriba y una abajo respectivamente.

Cuando se le denomina hipertensión, significa que la presión arterial está elevada (a partir de 140/90 mm Hg) porque los indicadores que están dentro de la normalidad se deben de ubicar en 120/80 mm Hg aproximadamente. Por el contrario, algunas personas como las que han tenido problemas renales, cardíacos o ACV suelen tener una presión arterial baja.

prevenir la hipertención

Dentro de las causas que producen este tipo de problemas están: el consumo de sal, mal funcionamiento del sistema renal, circulatorio o nervioso, el envejecimiento, la obesidad, estrés, diabetes, consumo de nicotina, reglar, antecedentes familiares o consumo de alcohol diario. Existen otros elementos que pueden propiciar que la tensión se altere, pero son causas más bien temporales, como los embarazos, el consumo de algunos medicamentos y hasta problemas endocrinos.

Existen 2 tipos de hipertensión:

  • Una en la que 9 de cada 10 personas con presión arterial alta tienen, lo que se denomina hipertensión primaria o esencial, que quiere decir que no tiene una única causa evidente. En contraposición, aproximadamente 1 de cada 20 personas con presión arterial alta tienen hipertensión secundaria que significa lo contrario a la hipertensión primaria ya que se puede vincular a una causa conocida y bien identificada.

¿Cómo identificar si se tiene hipertensión?

Si bien es cierto que en ocasiones no se presenta señales muy evidentes, es necesario estar alerta porque puede que cuando se tomen las medidas necesarias ya se esté ante la presencia de complicaciones sin posibilidad de revertirlas, sin embargo, quienes poseen alteraciones en la presión arterial generalmente comienzan a experimentar dolores de cabeza, problemas de visión, sangrado nasal, náuseas, desmayos, convulsiones hasta confusión.

Generalmente, la presión arterial se eleva cuando se bombea una gran cantidad de sangre, hay abundante sangre en el sistema circulatorio o en su defecto, las paredes de las arterias van perdiendo cualidades como la elasticidad, contracción o estrechez.

hipertensión 2

¿Cómo prevenirla?

Una de las mejores formas de prevenir la hipertensión es realizar oportunamente una evaluación o revisión periódica con un médico especialista, al igual, que exámenes para detectar irregularidades. Dentro de los exámenes más comunes están la prueba de orina y sangre, un electrocardiograma en donde se puede detectar proteína en la orina, el colesterol y azúcar presentes en la sangre y la actividad eléctrica del corazón.

Por otra parte, la tensión es variable a los largo del día y para ello puede tener a la mano un tensiómetro digital, es práctico, cómodo y sencillo de usar. Es importante tomar lecturas en días diferentes y no únicamente cuando se sienta mal. Establecer horarios de la semana para tomarse la presión y obtener lecturas consistentes puede contribuir a regular la tensión arterial.

hipertensión

¿Cuáles son los posibles tratamientos?

La intención de los tratamientos es mantener nivelada la tensión para tener un menor riesgo de complicaciones. Todo comienza con un mejor estilo de vida, tratando de que haya una alimentación sana, se mantenga el equilibrio, y se acompañe con algún tipo de actividad física e hidratación abundante. También, dejar los malos hábitos y buscar productos alimenticios que aporten fibra, vitaminas y minerales que favorezcan el funcionamiento del corazón.

Controlar el consumo de alcohol y sal, tratar de lograr una vida más tranquila o relajada, practicando actividades desestresantes. Las medicinas son una solución muy común, que dependiendo de cada persona se le indica la dosis y regularidad particulares para conservar un equilibrio de forma permanente.

La presión arterial es parte de la manera en la que funciona el organismo y evidentemente, cuando no trabaja de la forma adecuada hay que indagar en los factores que la producen. La hipertensión es frecuente en personas mayores, es decir, 7 de cada 10 personas mayores de 75 años de edad tienen presión arterial alta y es por eso que un control permanente y llevar un estilo de vida saludable son esenciales para mantener una buena calidad de vida.

Imágenes:

http://pacientescomoyo.com.mx/wp-content/uploads/2017/05/hipertension-TTO.jpg
http://elluchador.info/web/wp-content/uploads/2017/05/guia_hipertension.jpg
http://photos.demandstudios.com/getty/article/181/2/462307347.jpg

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *